No vemos la realidad tal cual es, sino que la vemos a través del cristal de nuestro sistema senso-perceptivo (los cincos sentidos). Esa forma de ver la realidad, además, vienen condicionada por el proceso de socialización implantado por la cultura en la cual nos hemos educado y crecido. Es hora de cambiar de anteojos.

Sí… podría decirte que es hora de dejar de usar anteojos… pero estamos en la 3D… usamos cristales para ver…
Lo cierto es que esos cristales necesitan un aumento para extender nuestra visión.
A nivel individual y a nivel colectivo.
La visión colectiva es la suma de nuestras visiones individuales.

A los adolescentes sentados frente a una computadora luchando guerras en internet los llaman «generación… x, y, z» o lo que sea y aducen que su contribución a la sociedad es NULA. Han sido etiquetados para la vista de un cristal de anteojos viejos. Los padres se quejan de ellos, los maestros los segregan, la sociedad los juzga.
Si miramos a esos seres con otros anteojos nos damos cuenta que están luchando una guerra energética en bien de toda la Humanidad.
¿Participación nula?

A las personas con mucha movilidad en su curriculum, que fueron de un trabajo al otro, de una relación a la otra, de una mudanza a la otra, la sociedad los cataloga como «INESTABLES» y nos impulsa a creer que NO SE PUEDE CONFIAR EN ELLOS…
Si miramos esos seres con otros anteojos, entendemos que son semillas que van dejando energía en cada uno de los lugares por los que pasan. Viajeros celestiales que transmutan todo lo que tocan y apoyan el proceso de transformación.
¿No se puede confiar en ellos?

Va siendo hora.
De cambiar el punto desde el cual vemos la realidad.

Tags

No responses yet

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *